Ver Game of Thrones, leer Game of Thrones

A propósito del estreno de la esperada séptima temporada, en Alterciclo hablamos sobre este fenómeno mundial y la serie de libros que lo inspiró.

Como millones de personas alrededor del mundo, en el equipo de Alterciclo también nos hemos dejado contagiar de la fiebre de Game of Thrones, y esperamos este estreno con muchas ansias y emoción. Justamente por eso hemos decidido dedicar nuestro espacio de hoy a esta serie, pero no precisamente a la que desde hoy veremos semana a semana en televisión o en nuestros computadores, sino a la serie de libros de la que salió esta historia.

Game of Thrones, la serie, está inspirada en la serie de libros “Canción de Hielo y Fuego” del escritor estadounidense George R. R. Martin. Esta serie lleva un buen tiempo dando vueltas por el mundo, su primer volumen, llamado precisamente “Juego de Tronos”, fue publicado en 1996. Hasta el 2011 fue que este primer volumen fue adaptado al formato de serie de televisión, y desde ahí la serie ha ido creciendo, basándose en los demás libros de la serie en orden para las siguientes temporadas.

El asunto de las adaptaciones de libros al cine y televisión no es nuevo para nosotros. La literatura ha influenciado de manera enorme, directa e indirectamente estos medios más recientes. De hecho, muchas veces descubrimos que alguna de nuestras películas favoritas está basada en un libro, o que alguno de nuestros libros favoritos será llevado a las pantallas. En muchos casos estas adaptaciones son muy satisfactorias y cumplen con el objetivo de materializar de alguna forma todo lo que el lector ha imaginado al leer un libro.

Una crítica muy común de este tipo de adaptaciones es que, en muchos casos, estas no son “del todo fieles” al libro por infinidad de razones, de las cuales la más escuchada es que se omiten partes del libro. Y pensándolo bien, hay otra enorme cantidad de razones por la que una adaptación 100% fiel es casi imposible. Pensemos por un momento en una de las adaptaciones más exitosas de los últimos tiempos, la trilogía de “El Señor de los Anillos” de Tolkien. Una historia de tal magnitud, que además transcurre en un mundo completamente inventado por el autor, necesitaría más de tres películas para ser contada de forma totalmente fiel al libro. De hecho ni siquiera las versiones extendidas lo logran. Y no todo el mundo sería capaz de aguantar una película tan larga o densa (de hecho muchos no aguantan la duración normal de las películas de esta trilogía), y desafortunadamente, esta consideración es muy necesaria dentro de la industria, para que el producto pueda venderse más fácilmente.

Únicamente el primer volumen de “Canción de Hielo y Fuego” ya es una obra con una longitud bastante extensa como para que una película de mínimo dos horas cuente su historia con casi total fidelidad. Es aquí donde el formato de serie de televisión es una decisión exitosa a la hora de hacer la adaptación, es mucho más fácil contar una historia así de compleja en diez capítulos (desde hoy siete) de aproximadamente una hora de duración, porque la obra de Martin es compleja, realmente lo es, veamos algunos de sus aspectos.

La historia es contada desde el punto de vista de diferentes personajes, todos construidos hasta el mínimo detalle. Es aquí donde brilla la versatilidad del escritor, pues incluso en tercera persona nos lleva a conocer plenamente cómo viven, piensan, y sienten estos personajes en un mundo que no es el nuestro. El narrador no es uno que nos cuenta las historias de todos de la misma forma (podría decirse que no es un narrador omnisciente), el narrador parece cambiar según quién esté en el foco. Es decir, los capítulos de Daenerys, los de Jon, o los de Sansa (por nombrar sólo unos cuantos de los que aparecen) son lecturas muy diferentes entre sí. Por ejemplo, el narrador nos hace comprender el punto de vista de Daenerys y considerar toda la presión y abusos a los que es sometida por parte de su hermano; o contarnos con un tono diferente y totalmente adolescente la ilusión que siente Sansa al imaginar que su vida será perfecta al conocer al príncipe Joffrey y casarse con él.

Por otra parte, siempre será admirable la capacidad de muchos escritores para inventar un mundo. El mundo creado por Martin es uno con una geografía, una historia, y una política propias, el autor incluso hace que estos aspectos sean determinantes en la historia. Martin logra cumplir con uno de los retos más importantes en la creación de mundos: encontrar el balance entre incluir esos aspectos totalmente propios del mundo inventado, y a la vez suficientes aspectos familiares para que podamos sentirnos identificados y, por romántico que suene, encontrar cuál sería nuestro lugar en ese mundo, pues a veces es imposible no tomar partido o sentir preferencias por ciertos personajes o lugares.

La serie de libros y la serie de televisión nos ha permitido ver la evolución de este mundo y sus personajes, pero nos encontramos en una situación un poco inusual este año. Normalmente, si queremos saber cómo termina una historia de estas, recurrimos al libro. En el caso de esta historia, parece que será la serie de televisión la que nos resolverá la curiosidad, a menos de que los dos libros que le faltan a la serie se publiquen antes.

Entonces, para concluir, ¿qué va a pasar aquí? Hasta ahora, como se ven las cosas, lo que probablemente sucederá es que llegaremos al final de la serie de televisión, y posteriormente nos acercaremos a la serie completa de libros para descubrir un montón de cosas. Nos encontraremos con personajes omitidos, historias que tomaron un giro diferente, sucesos nuevos, y muchas otras cosas que, a fin de cuentas, nos harán comprender a otro nivel los múltiples matices de esta historia. Por ahora, lo que nos queda es disfrutar de la séptima temporada: pronto sabremos qué sucederá cuando finalmente llegue el invierno.          

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s